Bishop Bishop's Column
Bishop's Column
PDF Print E-mail
Wednesday, 24 September 2014 08:43

A call to growth in faith

When did it first hit you that Jesus loves you?  Do you remember the first tug on your heart by our Loving Lord, as you realized that He died and rose for you?  What were the circumstances when you realized that God created you and the universe? 
Maybe you learned from your family while you were a child, possibly you discovered these truths from a friend or from your personal study, perhaps these gifts just suddenly hit you.
The Good News of Jesus is brought to us in many ways: the initial proclamation of the Gospel, the learning about God through catechesis, or faith infused by God (cf. CCC 153).  Pope Francis describes this as a life-long process:
“The Lord’s missionary mandate includes a call to growth in faith: ‘Teach them to observe all that I have commanded you’ (Mt 28:20). Hence it is clear that that the first proclamation also calls for ongoing formation and maturation. Evange­lization aims at a process of growth which entails taking seriously each person and God’s plan for his or her life. All of us need to grow in Christ. Evangelization should stimulate a desire for this growth, so that each of us can say wholeheart­edly: ‘It is no longer I who live, but Christ who lives in me’ (Gal 2:20)” (The Joy of the Gospel, 160).
This growth in our faith in Jesus Christ and His Catholic Church is not just a “head and heart” thing, but we are called to live our faith with our “hands and feet,” in reaching out to others.  Pope Francis said: “Genuine spiritual accompaniment always begins and flourishes in the context of service to the mission of evangelization. Paul’s relationship with Timothy and Titus provides an example of this accompaniment and formation which takes place in the midst of apostolic activity” (173).
As we bring our parishes and diocese into a vibrant Stewardship Renewal 2014, let us ask the Lord what is our next step in formation, in growing in our faith.  This is Jesus’ call for each of us, as we nurture our own Catholic faith, and share that faith with others.  Jesus will assist us, He loves us so much!

El Llamado al Crecimiento de la

¿Cuándo fue la primera vez que te diste cuenta que Dios te ama?  ¿Te acuerdas de aquel primer jalón que nuestro Amoroso Señor le dio a tu corazón, cuando te diste cuenta que El murió y resucito por ti?  ¿Cuáles fueron las circunstancias en las cuales te diste cuenta que Dios te creo a ti y al universo?  Tal vez lo aprendiste de tu familia cuando eras un niño/a, a lo mejor descubriste estas verdades por medio de un amigo o por medio de tu estudio personal, o quizás estos regalos de repente te llegaron.  
La Buena Nueva de Jesús viene a nosotros de muchas maneras: de la proclamación inicial del Evangelio, el aprender de Dios por medio de la catequesis, o fe infundida por Dios (cf. CCC 153). El Papa Francisco describe a esto como un proceso que dura toda una vida:
“El envió misionero del Señor incluye el llamado al crecimiento de la fe cuando indica: ‘enseñándoles  a observar todo lo que os he mandado’ (Mt. 28:20).  Así queda claro que el primer anuncio debe provocar también un camino de formación y de maduración.  La evangelización también busca el crecimiento, que implica tomarse muy en serio a cada persona y el proyecto que Dios tiene sobre ella.  Cada ser humano necesita más y más de Cristo, y la evangelización no debería consentir que alguien se conforme con poco, sino que pueda decir plenamente: ‘Ya no vivo yo, sino que Cristo vive en mi’ (Gal 2:20)” (La Alegría del Evangelio, 160).    
Este crecimiento de la fe en Jesucristo y en Su Iglesia Católica no es solamente algo de “cabeza y corazón”, sino que estamos llamados a vivir nuestra fe con nuestras “manos y pies,” al momento de encontrarnos con los demás.  El Papa Francisco dijo: “El auténtico acompañamiento espiritual siempre se inicia y se lleva adelante en el ámbito del servicio a la misión evangelizadora.  La relación de Pablo con Timoteo y Tito es ejemplo de este acompañamiento y formación en medio de la acción apostólica” (173).
Conforme nuestras parroquias y nuestra diócesis se acerca a una vibrante Renovación del Compartir 2014, vamos a pedirle al Señor que nos indique cual es nuestro próximo paso en la  formación, en el crecimiento de nuestra fe.  Este es el llamado de Jesús para cada uno de nosotros, conforme alimentamos nuestra propia fe Católica, y compartimos esa fe con los demás.  ¡Jesús nos va a ayudar, Él nos ama tanto!

 
<< Start < Prev 1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 Next > End >>

Page 7 of 65

Diocese of Dodge City
910 Central
PO Box 137
Dodge City, KS 67801
(620) 227-1500

Site by Solutio

Site created and maintained by Solutio, Inc.