Scroll to bottom to navigate to different departments

Tell about Jesus,

Live His Teaching

    St. Luke wrote about St. Paul: “With complete assurance and without hindrance he proclaimed the kingdom of God and taught about the Lord Jesus Christ” (Acts 28:31).  This article is our final summary of the series: “The Good News and Kingdom Living”.

We started with the Good News.  We need a Savior to receive hope in the midst of our loneliness, hopelessness, and helplessness.  Jesus is that Savior born on Christmas Day as God became Man.  Our Lord died to free us from sin, and rose on Easter Morning to open the gates of heaven (John 3:16-21).  Jesus invites us to believe and we respond to this saving faith.  If we follow Jesus, we will be happy in this life and in eternal life.  The Holy Spirit will help us.

Next, Kingdom Living.  We need to be aware of Jesus’ presence daily: prayer.  We celebrate the Eucharist weekly to be strengthened.  After we fall (sin), we ask Jesus for forgiveness in the Sacrament of Penance.  To better know our Lord, we study/pray with the Bible, the Catechism, and other resources/people.  Finally, we witness the Good News to others by service and reconciliation; lovingly responding to others – all God’s children.

Pretty simple?!  We trust in God’s grace to assist us.  We hope for help from our fellow travelers on the journey.  We count on the prayers of the Saints in heaven.  Jesus will be with us, He loves us more than we can ask or imagine!   

 

Habla sobre Jesús,

Vive Sus Enseñanzas

    San Lucas escribió sobre San Pablo: “Con toda libertad anunciaba el reino de Dios, y ensenaba acerca del Señor Jesucristo sin que nadie se lo estorbara” (Hechos 28:31).  Este artÍculo es nuestro resumen final de la serie:

“La Buena Nueva y la Vida del Reino”.

Comenzamos con la Buena Nueva. Necesitamos un Salvador para recibir esperanza en medio de nuestra soledad, desesperanza e impotencia. Jesús es el salvador nacido el día de Navidad, cuando Dios se hizo hombre. Nuestro Señor que murió para liberarnos del pecado, y que resucito en la mañana de Pascua, para abrir las puertas del cielo (Juan 3:16-21).  Jesús nos invita a creer y a que respondamos a esta fe de salvación.  Si nosotros seguimos a Jesús, seremos felices en esta vida y en la vida eterna.  El Espíritu Santo nos ayudara.

Después, la Vida del Reino.  Necesitamos que saber que la presencia de Dios esta todos los días: oración.  Celebramos la Eucaristía semanalmente para fortalecernos.  Después que caemos (pecado), le pedimos a Jesús por su perdón en el Sacramento de Penitencia.  Para conocer mejor a nuestro Dios, estudiamos/ oramos con la Biblia, el catecismo, y otros recursos/ personas.  Finalmente, somos testigos de la Buena Nueva a otros por el servicio y reconciliación; respondiendo amorosamente a los demás – todos los hijos de Dios.

¡Muy Simple! Confiamos que la gracia de Dios nos ayude.  Esperamos la ayuda de nuestros compañeros de viaje en el camino.  Contamos con las oraciones de los Santos del cielo. ¡Jesús estará con nosotros, Él nos ama más de lo que pedimos o imaginamos!

 

 

 

Diocese of Dodge City


910 Central PO Box 137 Dodge City, KS 67801 | 620-227-1500

Site by Solutio